jueves, 13 de octubre de 2016

Salamanca: " La Rana, otros Seres fantásticos y dónde encontrarlos" (Parte II)

   Esta entrada es la continuación de mi viaje a Salamanca en busca de los Seres Fantásticos que habitan la ciudad. Al igual que Newt Scamander en el universo de Harry Potter, documentar algunas de estas criaturas no es nada fácil ya que algunas son muy tímidas y están perfectamente camufladas en su entorno, no obstante lo voy a intentar. Una cosa mas antes de seguir, todos los hechizos que menciono son usados realmente en el universo de Potter, así que tengan cuidado... y disfruten buscando en las fachadas, ¡¡que ya está bien de tanto pokemon!!.
   
   Pues bien, en la Parte I me centraba sobre todo en las más "poderosas" de estas criaturas, como la todopoderosa Rana de la Portada de la Universidad ,el misterioso Astronauta en la Puerta de Ramos de la Catedral Nueva, o el pervertido "hombre feliz" que está montado en su "escoba voladora"...

   Esta vez les traigo criaturas menos conocidas pero cuya búsqueda entretendrá por igual a magos y gente no mágica (o muggles), y los primeros tres Seres mágicos que os traigo ya los mencioné en la Parte I, son los que denomino los Señores de los Elementos: del Agua, de la Tierra y del Aire. Así sin más, empezaré con este último...


   El Señor del Aire, o mejor dicho la Señora del Aire, es La Cigüeña. Este animal aparece aquí  representando al cielo de Salamanca y además es un reflejo de la fauna castellana. Entre los hechizos que es capaz de invocar está el "Mobiliherbo" que consiste en hacer levitar plantas, de hecho si se fijan en la foto verán que está usando este hechizo con su pico. Otro hechizo que también utiliza bastante es el "Volate Ascencere" que consiste en el poder para elevar cualquier objetos por el aire para luego dejarlos caer, aunque a veces también puede dejar caer otras cosas más desagradables...o sino que me lo digan a mí mientras esperaba a los novios al pié de una iglesia... así que, por su bien, mejor no hacer enfadar a la Señora del Aire. 

   La Cigüeña tienen más habilidades, como la de predecir el tiempo, al fin ya al cabo "Por San Blas la Cigüeña verás, y sino la vieres: año de nieves". Pero sin duda, su poder más terrorífico y que la convierte directamente en uno de los Seres más temible de Salamanca, es su poder para invocar a los únicos seres capaces de cegarnos completamente. Unos monstruitos  que pueden destrozarte la vida en un instante y aun así recompensarles con todo tu amor......los bebés..



  Da miedito ¿verdad?, no entiendo como sabiendo que te puede arruinar la vida trayéndote un bebé los humanos la rescatamos en caso de necesidad, pero bueno, lo mejor será pasar rápido a la siguiente criatura, El Señor del Agua o...El Cangrejo de río.

   Este representante de la vida acuática salmantina tiene el poder de invocar el hechizo "Inflatus" que consiste básicamente en hinchar o inflar la zona del cuerpo que entre en contacto con la varita, que curiosamente tiene forma de tenaza. Se trata de un proceso bastante doloroso por lo que no conviene molestar la Señor del Agua. 

   También cuenta con otras habilidades como el "Defodio" que le permite cavar agujeros para protegerse o el "Diffindo" que le permite rasgar o partir objetos, sin embargo hay que decir que El Cangrejo es bastante tímido y no suele atacar si no le dan un buen motivo.

   Pero el más famoso y conocido de los Señores de los Elementos es el Señor de la Tierra, La Liebre...

   Esta criatura está alcanzando una fama casi equiparable a La Rana o al Astronauta, y eso se debe a que su poder, al contrario que pasa con La Cigueña o El Cangrejo es bueno ya que quien la toca obtendrá buena suerte. Hay quien asegura que esta buena suerte consiste en que encontrarán el amor, otros menos románticos y más prácticos dicen que quien la toca practicará el sexo...en fin, lo que está claro es que proporciona buena suerte...o al menos lo haría sino fuera porque es un todo un bulo.

  Veréis, hace ya muchos años Albus Dumbledore decidió ir de visita al mundo muggle en busca de algunas criaturas fantásticas. Como es bien sabido en el mundo mágico y así se los estoy mostrando en este post, en Salamanca se encuentran muchos de estos seres, así que Dumbledore decidió venir a buscarlos y, para evitar ser reconocido adoptó la forma de un viejo gitano.

  Estaba ya muy entrada la noche, que es cuando las criaturas mágicas están más activas, cuando llegó a la Puerta de Ramos de la Catedral y se dispuso a encontrar a sus habitantes. Tan absorto y concentrado estaba en esta tarea, que al caminar de espalda para tener una mejor perspectiva de la Puerta de Ramos no se dio cuenta de los tres escalones que hay y se cayo al suelo dándose un buen costalazo. 

   El destino quiso que el único que lo viera fuese también un joven mago llamado Nicolas Malfoy, quien se encontraba por Salamanca buscando elfos domésticos para esclavizar. Dumbledore, desde el suelo pidió amablemente al joven que le echase una mano para levantarse pues estaba dolorido, pero el joven Malfoy en vez de ayudarle lo miró con desprecio, pensando que era tan sólo un repugnante viejo muggle a quienes detestaba, por lo que en vez de auxiliarle se echó a reír profundamente de su desgracia.

   Dumbledore sabedor que el joven no le prestaría ninguna ayuda decidió ignorarlo, pero Malfoy no había terminado aun de divertirse y, a pesar de estar prohibido, sacó de repente su varita y grito "Expulso" con la intención de empujar al viejo gitano por los aires. Sin embargo, ante el asombro y el horror de Malfoy el viejo no sólo no se movió del sitio, sino que se levantó tranquilamente, adquirió su verdadera forma y le dijo a Malfoy : "Ya que tú no has querido echar una mano a un viejo muggle, haré que los muggles te echen una mano a tí", entonces sacó su varita mágica y diciendo "Lapifors" transformó a Nicolas Malfoy en una liebre...el Señor de la Tierra. 

   Luego Dumbledore, aunque ya con el aspecto de un viejo gitano, extendió el bulo de que tocar el conejo trae buena suerte y desde entonces son muchos los no mágicos que tocan la liebre buscando ese buen fin. Por eso, si os fijáis en La Liebre, es el único de los Señores de los Elementos que tiene otro color, por el desgastes de los miles de muggles que la tocán.

   Si a pesar de lo que les he contado, quieren encontrar a La Cigüeña, El Cangrejo y La Liebre los deben buscar en la Puerta de Ramos de la Catedral Nueva.

   Nos seguimos quedando en este mismo lugar para buscar ahora a dos bestias que ya pudimos ver en la película Harry Potter y el prisionero de Azkaban. Se tratan de dos viejos amigos, Remus Lupin y Sirius Black, dos poderosos magos que fueron miembros de Los Merodeadoresa los que les encanta pasear por Salamanca y se suelen esconder en la Puerta, aunque eso sí, con su forma animal para pasar desapercibidos. 

   Y es que mientras que Sirius Black es capaz de transformarse voluntariamente en un gran perro, su amigo, el profesor Remus Lupin es en realidad un feroz hombre lobo cuyos instintos asesinos no son fáciles de controlar...


...aunque por suerte para nosotros, se ha tomado una poción, que si bien no ha impedido su transformación en hombre lobo, al menos parece que le otorga un muy buen humor, ¡¡hasta se está tomándo un helado en cucurucho!!.

    Es probable que si hablan con la gente no mágica os cuenten una versión muy diferente de la historia. Probablemente os dirán que lo que veis en la foto no es un perro, sino un lince. En concreto, se trata del felino más amenazado del mundo, el lince ibérico, siendo por tanto un homenaje en piedra para esta especie autóctona en peligro de extinción...por cierto ¿cuánto sabes del lince ibérico?, haz este test y lo sabrás (..yo he sacado a la primera y sin trampas un 7/10 no está mal).

   Respecto al supuesto "hombre lobo goloso", los muggles os dirán que en realidad no es un licántropo sino que se trata mas bien de un demonio, y que es un aviso a los estudiantes salmantinos para que no se desvíen del buen camino con fiestas y cachondeo. Pero bueno, ¡¡qué sabrán estos muggles...!!

   También en la Puerta de Ramos, que como ven da mucho juego, podrán encontrar un par de niños desnudos ( y creedme si os digo que se nota a leguas que son niños y no niñas) y hasta un Toro sin astas ( nótese el asombroso juego de palabras) que está oliendo un racimo de uvas ¿wtf?. La pena es que el toro, homenaje a la dehesa, sí que tenía sus astas bien puestas, el lince estaba fumando un cigarro hoy desparecido y el cangrejo tenía dos pinzas y no una, pero claro los gamberros e ignorantes, que tanto abundan en nuestra tierra, ya se encargaron de mutilar esta y otras obras de arte. Pero no pasa nada, que esta noche echan Gran Hermano 17 en la tele. 

   En fin, acerquémonos ahora a la Plaza de San Benito para ver a otro ser mítico que por ahora esta íntegro. Una criatura que acecha, amparándose muchas veces en la oscuridad de la noche, a sus inocentes víctimas, mayormente mujeres jóvenes, a quienes atraen irremediablemente hasta sus garras usando una poderosa poción de amor o "amortentia" en forma de canto y música. Me estoy refiriendo, como no, a El Tuno.

   Como pueden ver, aquí he sorprendido a la criatura subiendo a hurtadillas al balconcillo de una moza justo después de usar sus habilidades mágicas para cortejarla.

   Sin duda El Tuno es un ser orgulloso de su condición y habilidades ,y por ello este picaruelo no se esconde tanto como las demás criaturas mágicas. Lo pueden comprobar si lo buscan en la Puerta de la Iglesia de San Benito.

   Continuemos nuestro viaje en busca de las criaturas mágicas salmantinas para encontrar a los más poderosos de todos. Y es que. por mucho poder que tenga un mago, no es nada en comparación con los poderes de un Dios, y en Salamanca hay un lugar donde podrán encontrar no uno, sino hasta siete dioses inmortales...

   Se trata de los siguientes dioses griegos: Selene, que es una diosa lunar, por eso está representada por la Luna, Ares el dios de la guerra que siempre anda buscando bronca, representado aquí con su casco, espada y escudo listo para liarla parda, Hermes el veloz mensajero de los dioses con sus sandalias aladas y su vara mágica con serpientes entrelazadas, Zeus el padre de dioses y hombres, representado con su cetro , Afrodita la más bella entre las bellas, Crono el titán que devoraba a sus hijos por temor a la profecía que decía que uno de ellos lo derrocaría (cosa que acabó sucediendo claro) y Helios el dios sol. 

   Sin embargo los romanos adaptaron estos dioses a su propia mitología y les dieron otros nombres que hoy usamos todos los días de la semana, a saber: Selene es Luna, Ares es dios Martes, Hermes es el dios Mercurio, Zeus es el dios Jupiter, Afrodita es la diosa Venus, Crono es Saturno y Helios es el Sol y como habrán supuesto, se corresponde con los siete días de la semana.

   La verdad es que encajan perfectamente con los días de la semana salvo quizás la relación Sol-Domingo. Esto se debe a que, aunque para los romanos este día era el "solis dies" (el día del sol), los cristianos del imperio romano occidental lo cambiaron al "Día del Señor", en latín "dominicus dies" que al final se quedó en domingo. Sin embargo no se cambió en todo los países, fíjense por ejemplo ¿cómo se dice domingo en inglés?...Sunday, Sun (Sol) day (día). Al igual que Lunes en inglés es Monday, Moon (Luna) day (día)...curioso ¿verdad?.

   Si quieren ver a estos seres deben buscarlo en la Plaza del Corrillo muy cerquita de la famosa Plaza Mayor.

   No quiero terminar esta friki-entrada sin hacer una mención especial al cantero Miguel Romero  ya que él y su equipo fueron los artífices de muchos de los protagonistas del post como El Astronauta, la Liebre ("de la suerte"), La Cigüeña, el Cangrejo, el Toro mutilado, o El Tuno entre otros. Desde aquí mi enhorabuena por su creatividad y capacidad para llevar a cabo el trabajo.

  Sin más, espero que les haya gustado la entrada y como decía en la Parte I sólo me resta decir..."Travesura Realizada".


     

Si te gusta, o crees que la entrada será útil para tus amigos o contactos compártela. ¡Gracias!

No hay comentarios:

Publicar un comentario