martes, 29 de noviembre de 2016

Qué hacer 1 día por la Costa Oeste de Suecia: Petroglifos, Alces y el Pueblo más famoso de Suecia.

   Hace poco estaba en una clase de un Mba que ando realizando, cuando el profesor se puso a comparar el turismo de España con el de Suecia. Nos decía que suele ocurrir que cuando hablamos de viajar a Suecia normalmente uno piensa en visitar Estocolmo o como mucho ver una aurora boreal en la Laponia sueca. Sin duda son unos planes geniales, pero el país ofrece algunas opciones más, y hoy les propongo darse una vuelta por una de estas opciones menos frecuentada por el turismo extranjero: La zona sur-oeste del país, una parte llena de historia, curiosidades y pueblos con encanto. Al final del post tenéis un plano con la ruta realizada.

   Y para ello voy a empezar este recorrido retrocediendo muchos años en la historia de Suecia, en concreto me voy hasta la Edad de Bronce Nórdica ( que ocupa desde el 1.800 ac al 500 ac). A pesar de que estos hombres desconocían la escritura y ni siquiera tenían internet (los pobres¡¡), hoy sabemos mucho acerca de sus vidas gracias a que nos dejaron, entre otras cosas, unos dibujos grabados en la roca que han perdurados hasta nuestros días: Los Petroglifos.

   Aunque hoy se han pintado de rojo o blanco para que los veamos mejor, hecho que ha provocado el mosqueo de algunos arqueólogos, lo cierto es que no se sabe si estaban o no pintados. En lo que sí hay consenso es que se trata de representaciones de un claro carácter religioso y que la zona donde son más abundante es en la región sueca de Tanum, donde la cantidad y calidad de petroglifos es tal que está delcarada Patrimonio de la Humanidad de la Unesco desde 1994.

   En medio de la región (que ocupa unos 45 km cuadrados) y abarca más de 510 rocas grabadas, hay un museo que explica cómo era el día a día de estos hombres y mujeres de la Edad de Bronce. Se trata del Museo Vitlycke y lo mejor de todo es que es gratis y tiene parking, lo malo es que la información no está en castellano (sólo sueco e inglés) y hay que tener en cuenta que abren hasta las 18h...en verano, el resto del año hasta las 16h (esto es conciliación familiar y no lo nuestro).

   En el museo podrán informarse de los petroglifos para después verlos en primera mano dando un paseo al aire libre por la zona. Por ejemplo, uno de los grabados más famoso es el que representa probablemente al beso más antiguo del mundo y que está a unos 200 metros del museo en una losa de unos 22 metros de ancho por 7 de alto llamada Vitlycke.

   Cuando vi este grabado por primera vez pensé que se trataba de un beso entre Jar Jar Binks y Obi Wan con su "espada laser activada", pero resultó que se trata de dos novios dándose un piquito, pudiendo ser esta escena la representación de una boda (osea el típico álbum fotográfico). El motivo por el cual se cree esto es que justo al lado hay otra figura pero mucho más grande (lo cual da a entender que se trataba de alguien importante en la comunidad o quizás un Dios), que parece que le está dando su bendición a la feliz pareja...

   ...eso sí, blandiendo un hacha. Al fin y al cabo es lo más normal del mundo, darse un besito al lado de un señor que te duplica en tamaño y que está sosteniendo lo que en su época era un arma de destrucción masiva justo encima de la cabeza de los novios.

   Mi teoría es que ni bendición ni leches, que se trata en realidad del ex novio de la chica y que cuando el hechicero o el brujo dijo eso de "si alguien tiene algo que decir que saque el hacha ahora o calle para siempre" este señor dijo "se van a enterar...". Además si se fijan también tiene el "sable láser activado"...que lo del novio es normal, pero lo de este ya es para que se lo hagan mirar...digo yo que en esa época gastaban poco en viagra.

    Bromas aparte, uno de los elemento que más aparece en los grabados son los barcos. La mayoría de los petroglifos de la zona son barcos, barcos y más barcos...

   Si se fijan en la imagen, en la parte de arriba pueden ver a nuestros novios, luego hay varias figuras humanas, sobre todo hombres todo ellos muy viriles, y finalmente lo que más destaca son los barcos. Estas naves no parecen muy diferente al los que utilizarían los Vikingos más de 1.000 años después, pero la verdad es que esta "obsesión" por los barcos no es algo sorprendente.

  Tienen que tener en cuenta que la pesca era parte fundamental de su dieta, además el barco era su principal medio de transporte por lo que eran grandes navegantes a pesar de que el mar nórdico es salvaje y no serían infrecuente los hundimientos y ahogamientos por lo que es posible que estas marcas en la piedra estén buscando la protección divina para una buena travesía o pesca. Otra versión sugiere que para estos hombres los barco son la forma de viajar en la otra vida después de la muerte, algo parecido a lo que pensaban los griegos o los romanos.

   Sabiendo estos datos, resulta cuanto menos curioso pensar que este sitio está a unos 10 kilómetros de la costa. Si la pesca era su principal medio de vida ¿por qué vivían tan alejado de la costa cuando podrían hacerlo mucho más cerca, más sabiendo que no tenían problemas urbanísticos?, y la sorprendente respuesta es que realmente no lo hacían, ellos vivían al lado del mar, lo que ocurre es que el nivel del mar ha bajado unos 25 metros desde entonces y la costa se ha ido alejando.

   Queda claro pues la importancia del mar para estas personas, y sin embargo hay una figura que aparece en la piedra todavía más frecuentemente que los barcos. Y estas marcas son los puntos o cúpulas...


   ...estos puntos aparecen por todas partes y de forma bastante aleatoria. Realmente no tenemos ni idea de por qué lo hacían. Alguna veces los puntos parecen estar alineado como si sirvieran para separar diferentes escenas de la roca, otras veces parecen que forman constelaciones, hay quienes aseguran que representan al sol, la luna, las estrellas o incluso las gotas de agua de lluvia. Para otros son marcas que se hacían en rocas sagradas para mezclar el polvo con el forraje del ganado o los alimentos y favorecer así la fertilidad...

   Por ejemplo,en la foto de arriba pueden ver a una figura (por cierto sin pene...que cosa más rara) que sostiene 29 cúpulas. En este caso se cree que este hombre es una especie de "calendario" y que cada cúpula puede representa un día. Para mí este hombre es un malabarista del copón, teniendo en cuenta que puede levantar 29 pelotas con una sola mano ya que es manco, mientras a la vez da toques a una pelota con los pies...una especie de SuperMessi del pasado...jajaja.

   En fin, además de puntos y barcos, las figuras representan a hombres, mujeres y dioses, también se ven animales como la ballenas, pájaros, ciervos, serpientes, caballos o toros, y a objetos como hachas, escudos, espadas o lanzas. Si están interesado les puedo pasar alguna foto en concreto.

   Sin embargo hay algo que parece que ellos no querían mostrar en la piedra..sus hogares y sus métodos de caza. Por suerte para nosotros los arqueólogos saben perfectamente cómo eran sus vivienda, y en el Museo Vitlycke pueden pasearse por la reconstrucción una granja de la Edad de Bronce...

   Esta parte del museo es la que más suele gustar a los niños ya que se suelen hacer demostraciones de artesanía, guías y tours, tiro con arco, etc. Aquí podrán ver dos grandes casas, una de principios de la Edad de Bronce y otra de finales para ver la evolución.

   Es curioso ver como apenas cambiaron durante más de mil año, salvo en pequeños detalles..
.

   Eran casas largas ya que toda la familia, incluido varias generaciones vivían bajo un mismo techo y sin separación de muros (intimidad off¡¡¡). Tenían en el centro una zona habilitada para el fuego con un ingenioso sistema para evacuar el humo sin que se ahoguara el fuego en caso de lluvia, y aunque precisamente sorprende el fuerte olor a madera quemada que notas nada más entrar en las casas, supongo que en realidad era de agradecer teniendo en cuenta el olor a tigre que debía de haber en un espacio reducido que compartían entre 10 y 12 personas no muy higiénicas, y más si tenemos en cuenta que también recogían a sus animales doméstico en el interior de las casas por la noche, tanto como medida de protección frente a ladrones o animales salvajes, como por método de "calefacción animal".

   Una diferencia entre las casas de principios de la Edad de Bronce y las de finales es precisamente que los animales siguen durmiendo en el interior de las mismas pero se crea una separación entre humanos y animales mediante pequeños establos...

   Por el camino hacía las casas verán una pequeña parcela cultivada con especies que existían en aquella época en esta zona, pero que algunas de ellas ya no son tan comunes en los bosques suecos. Hay que tener en cuenta que el clima de esta región en la Edad de Bronce es parecido al que hay hoy en día en el sur de Francia, mucho más templado que el actual y además vivían al lado del mar que siempre suaviza algo la temperatura.

   También pueden ver una granja de la Edad de Bronce, es curioso que los granjeros de esa época tenían sobre todo cerdos. Si la cosa no les iba mal podían tener incluso cabras o vacas, pero los caballos sólo era para los verdaderamente ricos. Lo que no había curiosamente eran aves domésticas.

   Para finalizar, detrás de la granja pueden darse un paseo por un bosque que han ido acondicionando con distintas especies de la época y un sendero para recorrerlo sin problemas. Hay incluso una isla donde han puesto ídolos y símbolos que señalan que es un lugar para celebrar rituales sagrados.

   Si recorren el sendero podrán ver también árboles considerados sagrados, algunas especies para recolectar como setas y diversos métodos ingeniosos para la caza de animales salvajes como ciervos...

  O esta curiosa trampa para zorros que consiste básicamente en un tronco al que le hacen una o varias hendiduras y clavan un pájaro u otro animal en la punta. El zorro pega un salto para intentar atrapar el cebo pero su pata queda atrapada en la hendidura y muere.

    Como ven, al final uno sale bastante instruido de este museo, así que la parte cultural del día la doy por terminada y si os parece bien os propongo algo más divertido y curioso, como por ejemplo ¿qué tal una visita a una rancho de Alces?

   A 40 minutos en coche del Museo Vitlycke podrán encontrar el Parque de Alces "Dalslands Moose Ranch" en la localidad de Dals Ed, uno de los muchos lugares en Suecia donde pueden conocer de primera mano a estos impresionantes animales. Sí nunca los han visto de cerca, es una experiencia que os recomiendo al 100%, ya sea aquí o en cualquier otro lugar donde puedan acercarse y tocarlos.

   Lo primero que deben saber de los Alces es que en Suecia a estos animales los llaman el "Rey del Bosque" y ya os digo yo que el nombre se queda corto, porque un ejemplar adulto puede alcanzar los 700 kg...vamos tanto o más que un ejemplar de nuestros Toros.

   El Alce es de hecho el ciervo más grande del mundo pudiendo alcanzar los 2 metros de altura, pero a diferencia del resto de especies de ciervos, que buscan la protección en el grupo, los alces debido a su enorme tamaño y sus poderosas astas son seres solitarios, con la excepción del fuerte vínculo madre y cría que dura aproximadamente un año. Otra diferencia que tiene con respecto al resto de ciervos es que son excelentes nadadores e incluso son capaces de alimentarse debajo del agua.

   Por suerte para nosotros, o mejor dicho para los escandinavos, estos animales son vegetarianos. En el parque engullían cubos de patatas enteros como si fueran palomitas de maíz...

   Las astas de los alces machos pueden llegar a pesar hasta 20 kilos y todos los años se desprenden y vuelven a crecer, esto significa que las astas del alce es el tejido animal que crece más rápido a una velocidad de 2,5 cm al día. Además son muy sensibles y el alce es capaz de detectar a una mosca que se pose en el asta, por suerte, y aunque el asta sean un arma de defensa-ataque formidable, normalmente son seres tímidos que no buscan "bronca"...salvo si se emborrachan accidentalmente o si se trata de una madre en época de cría.

   Este último caso no es para tomárselo a bromas, veréis, una madre alce no dudará en atacar a cualquiera que considere un peligro para su cría y de hecho hay países, como Canadá, donde el animal que más persona mata es el alce, por encima de otros con peor fama como los lobos o el oso. Hay que ser un verdadero loco...o quizás un héroe para meter la mano en la boca de un bicho tan fiero...jeje...

   Fuera de bromas, lo cierto es que en Suecia y en toda escandinavia los alces han aprendido a vivir en libertad muy cerquita de las zonas urbanas, y esto es un verdadero problema sobre todo por los accidentes de tráfico. No es lo mismo un accidente con un reno, un venado o un ciervo común que uno con un alce adulto donde la diferencia está en la altura de estos y en sus volumen que hacen que en caso de colisión el cuerpo del alce, que os recuerdo que puede ser de 700 kg, puede llegar a penetrar en el habitáculo del coche con consecuencias fatales.

    El problema es tan serio que en Suecia establecieron el "Test o Prueba del Alce" para garantizar la seguridad en los automóviles. Esta prueba consiste básicamente en someter a los coches a la aparición repentina de un gran obstáculo que obligaría al conductor a dar un rápido volantazo para esquivar y otro para volver a la trayectoria original antes de colisionar con los vehículos que vienen por la otra vía. Aunque pudiera parecer una tontería, este test es un verdadero quebradero de cabeza para los constructores de automóviles que muchas veces no han logrado superarlo y se ven obligados a invertir gran cantidad de dinero para corregir estos fallos en altura, estabilidad, tracción, suspensión o antivuelcos del vehículo.

   Por ejemplo, en 1997, la revista "Tekniken Värld" impulsora del Test del Alce, estaba realizando la prueba a la entonces pionera Clase A de Mercedes cuando sucedió lo impensable. El coche literalmente volcó haciendo la prueba...Imaginaos la cara que se les quedaría en Mercedes cuando su coche "del futuro", del que habían alabado sobre todo por su seguridad, salió volando en el test. Fue un golpe a la marca brutal y tuvieron que reaccionar rápidamente rediseñando el vehículo e invirtiendo mucho en marketing. El caso es que a partir de entonces todos los fabricantes someten sus coches a este temido test y más de un modelo acaba igual que el Clase A.

   No obstante no se preocupen, hoy día los fabricantes saben como ganar al Test, incluso hay quien va tan "sobrao" que hace incluso se lo toman a guasa...

  Ala, a tomar por....el Alce, jejeje. Es probable que ustedes estén pensando que todo este rollo del alce ni os va ni os viene, al fin de cuentas no hay alces en España, pero lo cierto es que el alce puede ser una vaca, un perro, o Dios no lo quiera, un niño cruzando la carretera y es fundamental que el coche reaccione rápidamente y correctamente.

  Por cierto, yo sólo he conducido por las carreteras suecas 4 días en toda mi vida hasta la fecha, pues bien, una noche estaba regresando al hotel tras una jornada disfrutando del país cuando, ¿adivinen qué bicho se me cruzó justo delante? efectivamente, una gigantesca mama alce y su cría. Por suerte, no tuve que probar si el coche de alquiler había superado o no el test del alce ya que, como estaba apunto de llegar, iba lo suficientemente lento para frenar y que el alce y la cría terminaran de pasar a su ritmo. Eso sí, el susto inicial de ver una cosa gigante justo delante y el recuerdo agradable del encuentro ( a "alces ya pasado" claro está) me lo quedaré para siempre en la memoria.

   Queda claro pues la peligrosidad del encuentro con un alce, por ello si circulan por las carreteras suecas es más que probable que vean la típica señal de "Cuidado Alce" que se ha convertido en todo un símbolo para el país.

  Pero por lo que más quieran, no sean bestias y no se les ocurra llevarse la señal de recuerdo, no vayan a enfadar a estas hermosas criaturas.

   Dejemos tranquilos ya a los alces y si les apetece podemos pasar la tarde en uno de los pueblos costeros más bonitos y conocidos de Suecia, Fjällbacka.

   Este pequeño pueblo de pescadores cuenta con apenas mil habitantes en invierno, pero en verano llegan a los 20 mil habitantes atraídos por su belleza natural pero también por su historia. Y es que, por ejemplo, en Fjällbacka vivió durante mucho tiempo la actriz ganadora de 3 Oscar, Ingrid Bergman. Bueno en realidad Ingrid tenía su vivienda en una isla cerca del pueblo de sus amores, en Dannholmen pero solía ir con mucha frecuencia a hacer compras o tomarse un café al pueblo.

   Ingrid Bergman visitó Fjällbacka en 1958 y básicamente, se enamoró del lugar. El romance entre el pueblo y la actriz era tal, que ella no dudaba en calificar a Fjällbacka como su lugar especial en la Tierra, mientras que los vecinos del pueblo también la querían mucho ya que la consideraban una persona humilde con los pies en el suelo, pese a su fama. Así, el pueblo ha dedicado una plaza a su ilustre invitada en cuyo centro podemos ver un busto de Ingrid Bergman sobre granito traído de Dannholmen y mirando en dirección a la isla.

   Una de las peculiaridades del pueblo es que está embutido entre una gran peña y el mar, de hecho, Fjällbacka significa "la espalda de la montaña". Quizás sea algo exagerado llamar montaña a esa pared vertical, pero lo cierto es que su presencia le da un aire diferente al pueblo. Además la gran roca está agrietada y tiene un cañón natural por el cual es posible acceder a lo más alto.

   Una vez en lo alto de la "montaña", a unos 76 metros sobre el nivel del mar, las vistas son muy chulas pero abríguense bien que seguro que hace rasca. Yo lo visité en verano y hacía bastante frío, ni me imagino como será en invierno...

   Otro de los atractivos del pueblo son sus buzones decorados. No sé de dónde viene esta tradición, pero en muchos vecinos de la zona transforma sus buzones de correo en verdadera obras de artes. Si quieren ver algunos de estos buzones customizados pinchen en este post.

   Pero la verdad es que la mayoría de turistas no vienen aquí buscando a Ingrid Bergmad o los buzones de colores, la mayoría vienen para conocer el pueblo más novelero de Suecia y es que en este paradisíaco lugar transcurre muchos de los acontecimientos ideados por Camilla Läckberg.

   Resulta curioso que Camilla Läckberg ambiente sus novelas de asesinatos en el pueblo donde nació y se crío, más sabiendo que en este idílico lugar nunca han sucedido hechos tan macabros como los que describe en sus libros, sin embargo parece que ha dado en el clavo ya que sus relatos entran casi siempre en la lista de superventas de Suecia y se ha convertido en la escritora de más éxito del país escandinavo con más de 12 millones de libros vendidos en todo el mundo.

   Sin duda, haber "llenado" el pueblo de asesinatos le ha salido muy rentable a Läckberg y al propio pueblo, más aun desde que se popularizó la serie ambientado en sus libros "Los crímenes de Fjällbacka"...



   Resulta imposible, si han leído los libros o visto la serie no intentar buscar los lugares que aparecen en los mismos, como el cañón que os mencionaba antes o el edificio más emblemático de todo el pueblo, su iglesia de finales del XIX donde se casan los protagonistas de los libros, pero donde también donde suceden otros hechos oscuros...

   y no me olvido de su cementerio donde se produce el final de "Las huellas imborrables"...


...y yo aquí de noche...que yuyu...mejor me las piro ya. Ha sido un día completo visitando runas antiguas, animales exóticos y un pueblo con un encanto irresistible, espero que les haya gustado. Como siempre les dejo el mapa con los lugares visitados.


 Un saludo

Si te gusta, o crees que la entrada será útil para tus amigos o contactos compártela. ¡Gracias!

1 comentario:

  1. Me encantan este tipo de sitios.
    Tengo muchas ganas de conocer Suecia, un poco más alejada de lo turístico.
    Ya te sigo.

    ResponderEliminar